jueves, 26 de marzo de 2009

El fín de las luchas obreras

Este miércoles 25 de Marzo hubo una huelga convocada por los sindicatos con representación en la mesa sectorial de la Enseñanza de la Comunidad de Madrid. Una huelga que, aun floja en planteamiento, es totalmente necesaria, ya que la educación pública, tanto la calidad como la infraestructura hace aguas y esta siendo desmantelada por el gobierno de Esperanza Aguirre. Pero la forma de llevarlo a cabo de los sindicatos mayoritarios es totalmente a espaldas de los trabajadores. Y es justamente lo que ha pasado hoy en el DAT Norte, donde los pocos trabajadores allí congregados, esperaban confusos a la llegada de los liberados sindicales para que les iluminen. Y cual fue su sorpresa que allí no acudió ningún sindicalista, con lo cual cada minuto que pasaba, no se veía que viniesen más trabajadores, ni representantes de ningún sindicato, con lo cual empezo a imperar cada vez más el desconcierto colectivo. Solo apareció la CNT a la cual los trabajadores agradecieron la poca información que podían prestar. Sorpresa nos llevamos al saber que las concentraciones se desconvocaron un par de horas antes, sin avisar a ningún trabajador. Y es que vivimos y estamos adaptados a una lucha vacia de votar y olvidarse de todo, de no involucrarse en las decisiones del sindicato sobre su funcionamiento o sobre el seguimiento de los conflictos, a que piensen por nosotros/as, y a esperar que nos sirvan los resultados de las negociaciones en bandeja de plata. Y es que así son los sindicatos actuales, gestoras de conflictos colectivos cuyo fin es domesticar las movilizaciones obreras, mantener la paz social existente entre clases sociales, y seguir conviviendo en este régimen de semilibertad y confort individual, y de machaque colectivo.


¿Se diferencia en algo este tipo de sindicalismo con el sindicalismo vertical franquista, o es solo una reforma del mismo?



2 comentarios:

Nando! dijo...

Que vergüenza, dejan mucho que desear los sindicatos subvencionados...

La CNT no se vende!

Salud camarada!

PD: Grácias por comentar mi blog, te pongo en seguimiento ;)

López dijo...

Veo un debate televisivo en el que un grupo de oscuros representantes de los diferentes estamentos, discuten sobre el tema de la crisis.
El sindicalista, de UGT, con sus ya gastadas fórmulas: "creemos en el diálogo social".
El empresario pidiendo flexibilidad laboral, pero no de horarios sino de despidos ajenos más baratos.
Los politicastros, sean de la tendencia que sean, sin hablar por la gente. Parece que quien sufre es el banquero. ¿Dónde han dejado al peón en paro, que ha agotado su prestación y tiene que pagar su hipoteca?